“Los $76 millones que me regaló el rey fueron un reconocimiento por cuánto signifiqué para él”

 

A principios de agosto, el rey emérito de España Juan Carlos I dejó el país tras una serie de acusaciones de supuestos delitos financieros.

Pero el cariño del país por su monarca había empezado a desmoronarse en 2012, después de una aciaga cacería de elefantes. Junto al rey en aquel safari estaba su examante Corinna zu Sayn-Wittgenstein, también conocida como Corinna Larsen.

La mujer habló en exclusiva con la BBC sobre un regalo de millones de euros de parte de Juan Carlos, sus denuncias de sufrir acoso por el servicio secreto de España… y sobre aquel elefante.

Desafortunado viaje

Corinna zu Sayn-Wittgenstein en realidad no quiere hablar sobre el elefante, aquel que el entonces rey Juan Carlos I mató el 11 de abril de 2012.

Los medios informaron que el animal tenía 50 años y pesaba cinco toneladas, con colmillos de más de un metro de longitud.

No es que Zu Sayn-Wittgenstein sea capaz de verificar los datos vitales del animal cuando se le pregunta por el incidente.

“No tengo ni idea”, dice la consultora alemana de ascendencia danesa.

Sí, estaba en el safari con el rey, pero dice que estaba lejos cuando se produjo el disparo.

“Lo vi después, porque todo el mundo se acerca a mirar”, explica. “Pero me alejé después de dos minutos. Soy cazadora, pero nunca he matado a un elefante en mi vida y nunca lo haría. Para mí, toda la experiencia de caza fue traumática en ese sentido”.

El safari en Botswana fue un regalo del rey para el hijo de ella por su décimo cumpleaños.