Puerto Rico explora proyecto para lanzar naves al espacio desde una antigua base naval

El gobierno de Puerto Rico comenzó a explorar el desarrollo de una antigua base de la Marina de Estados Unidos en el municipio de Ceiba, en el este de la isla, a través de la Autoridad de Puertos.

En ese sentido, el gobierno propuso para ese fin el aeropuerto regional José Aponte de la Torre, que opera donde antes fue la base Roosevelt Roads, y apunta a albergar posibles lanzamientos de naves al espacio.

Con el proyecto en la mira, la Autoridad de Puertos de Puerto Rico ha comenzado un proceso de solicitud de información (Request for Information, o RFI por sus siglas en inglés). El objetivo es buscar un desarrollador maestro para este concepto.

Desde nanosatélites hasta naves de transporte espacial

El director ejecutivo de la Autoridad de Puertos, Joel A. Pizá Batiz, detalló que, basado en un estudio de deseabilidad comisionado en 2019 a la firma RS&H, el aeropuerto regional de Ceiba y las instalaciones circundantes podrían representar un espacio geográficamente estratégico para actividades de manufactura y almacenaje de equipo aeroespacial. Ahora bien, las posibles actividades espaciales estarán sujetas a la aprobación de una licencia de operador de lanzamiento de vehículos al espacio.

«La actividad aeroespacial, los viajes exploratorios y eventos más allá de nuestra atmósfera despiertan un gran interés en la ciudadanía local y mundial. A la vez que generan ingresos e inversión significativa en capital económico, humano y científico», dijo Pizá Batiz.

Según el funcionario, las actividades de lanzamiento pueden comprender desde nanosatélites hasta naves de transporte espacial. Esto dependiendo del licenciamiento. Hasta hace poco Google utilizó las instalaciones del mismo aeropuerto para su proyecto piloto Loon. Desde allí lanzó globos para proveer servicios de internet a regiones inaccesibles o con poca conectividad.

La base Roosevelt Roads cesó operaciones en 2004 y tiene un área de 3.500 hectáreas. Además, cuenta con una pista de 3.352 metros de longitud.